domingo, 29 de agosto de 2010

Por mi tripa

Todos sabemos que tanto Rubén como Miguel (Leiva) se ponen/ponían hasta arriba de mierda. Ellos mismos lo han reconocido en varias entrevistas y demás, incluso en sus propias canciones hacen alusiones a ello. Ahora bien, ¿Por mi tripa? Muchos de nosotros la primera vez que la escuchamos podemos llegar a pensar que es una bonita historia de amor. Pero no. La escuchas una segunda vez, atendiendo a cada palabra y respiración y te surgen mil dudas. ¿Es un tipo de terapia mutua para salir de ese embrollo en el que se han metido o simplemente está dedicada a un amigo o familiar de ellos? ¿A cualquier cocainómano? ¿Cualquier drogadicto?
Cierto es que hacen referencia a la coca con Y yo curo más que todo lo que puedas respirar”, pero, tras meditarlo, puede ser que se refieran a cualquier tipo de sustancia psicotrópica, como el mdma, ya que dicen “beberte el mar” Según tengo entendido, el mdma sabe a agua salada si lo mezclas, de ahí dicho verso.

Ahora bien, también puede ser por el hecho de que las personas que se ponen hasta arriba de cocaína son capaces de beber hasta más no poder sin apenas afectarles por el efecto que ésta droga produce con el alcohol (me decanto más por ésta). Y la miguita en “que solo una miguita”, sin duda, es para hacer ver que los adictos cuando quieren engañarse dicen el tópico de: por un poco no pasa nada.

Ellos reconocen que se meten en varias canciones, y no creo que se rasguen las vestiduras por ello. Al contrario, van en plan de “nos metemos, ¿y qué?”
En mi opinión, en este tema hay un “vamos a frenar” que quizá sea una autorreflexión sobre ese modo de vivir. Supongo que hay momentos de lucidez en el que uno se da cuenta de que lo que está haciendo es peligroso.

Quizá, también, ésta canción pueda ir dedicada a Juancho (hermano de Leiva, cantante de Sidecars), por eso de “tu sangre corre por mi tripa”, “ser el que va detrás y te levanta”, “confía brother sigue mi compás”. Con el “amanecer charlando con cara de locos” (todos sabemos la cara que se le queda a la gente que consume al día siguiente o a las pocas horas de colocarse) también puede referirse a Juancho, pues todos sabemos que viven juntos.

Sinceramente, lo más correcto sería opinar que es polivalente esta canción. La puedes ver de muchas formas. Hay miles de ideas para recomponer en una cabeza y quizá, solo quizás, es posible que hasta ellos mismos le veas más de un sentido a todo lo que dicen en la canción.

Lo que está claro, es que es un llamamiento a la AYUDA porque, el destinatario, sean ellos mismos, el hermano de Miguel o cualquier consumidor, está tomando muchas sustancias que creen que le ayudan pero en verdad le están machando.


Una canción dedicada a los skiadores de fondo que tiene un serio problema con la nieve.







No quiero estar ni un minuto más
deshojando una verdad
que nos mira a la cara
de cerca y no se larga

No quiero ser el que sabe más
ni el que nunca falla
detesto ser el que va detrás
y te levanta

Disimular, beberte el mar
que sólo una miguita
que no me da la gana
que sólo si te invitan

Mañana que hoy estoy fatal
que a ti nadie te grita
que lo hago porque corre
tu sangre por mi tripa

Y yo curo más que todo lo que puedas respirar
vamos a frenar, confía brother sigue mi compás
tu puedes todo y más

Cambiar el mundo
hablar de más
enredar un poco
controlar cada baldosa
del baño del Siroco

Salir cada noche a matar
hacer un par de rotos
amanecer charlando
con cara de locos

Hoy me he quedado pillado al verte
me pareces otro
pero eres el más grande
eres un terremoto

3 comentarios:

annita dijo...

drogas... un tema muy presente en muchas canciones y en muchas más vidas de artistas. Pero es algo que está ahí, manteniendo vivo el típico lema, y escuchado hasta la saciedad, "sexo, drogas y rock and roll".

Hay quien dice que las drogas se hacen necesarias para seguir el ritmo, otros alegan que es por diversión, tal vez también sean fuente de inspiración... ¡quien sabe! Pero... a mi parecer cuanto más lejos mejor.

Nata dijo...

Pues Por mi tripa es una de mis canciones favoritas de Pereza, me gusta esta destripación de la canción que has hecho, la verdad es que hay un montón de cosas en las que no había caído hasta leer esto.

Muaaaaaaaaaaaa

MARTA LEPE CEPEDA dijo...

A mi esta canción me recuerda a mi mejor amigo, la cantábamos juntos antes de morir él... Se la dediqué un día, cuando comenzó su enfermedad, sólo tenía 22, y murió con 23... amenecimos charlando con cara de locos más de una madrugada, y yo era du medicina para que durara un poco más... pero ahora, sigue por mi tripa! Gracias por estas letras!

Publicar un comentario

 
;